Concurso Halloween 2018. Consigue hasta 50 Minutos Gratis de Tarot
Tarot Alicia Galván

Llama Ahora

1-877-999-2004
Tarot Alicia Galván

Llamada Toll Free, coste del servicio de consulta de Tarot mediante pago con tarjeta de crédito/débito a 1,10 € por minuto, impuestos incluídos.Servicio exclusivo para mayores de 18 años.

1-888-582-5424
Tarot Alicia Galván

Llamada Toll Free, coste del servicio de consulta de Tarot mediante pago con tarjeta de crédito/débito a 1,10 € por minuto, impuestos incluídos.Servicio exclusivo para mayores de 18 años.

Facebook Tarot Alicia GalvánWhatsapp Tarot Alicia GalvánTwitter Tarot Alicia GalvánTwitter Tarot Alicia GalvánTwitter Tarot Alicia Galván

Visitas de la sección El complejo de Jonás o miedo a alcanzar el éxito3.312 Visitas

Visitas de la sección El complejo de Jonás o miedo a alcanzar el éxito 0 Comentarios

Publicidad Alicia Galván. Anúnciate.

Quizá nos cueste un poco imaginarnos a un león que no quisiera serlo. Que sumido en las locas dudas estilo Hamlet, se planteara la necesidad de ser vegetariano. Ese león generaría todo un apocalipsis entre los suyos antes de, probablemente, perder su dentadura, fuerte para arrancar la carne y terminar siendo devorado por unas hienas. Menos podríamos imaginarnos una rosa que se negara a oler a rosa o un ruiseñor que decidiera hacerse rockero.

Estas incoherencias en la naturaleza no existen porque los animales y las plantas no se cuestionan que estés destinados a ser otra cosa y se limitan a desarrollar todo su potencial y su ser sin tener que convivir, como los seres humanos, con prejuicios, ideas, miedos y angustias que hacen que muchas personas se nieguen a ser leones si son leones o a ser rosas, si son rosas. Y esto, en definitiva, es lo que constituye el famoso complejo de Jonás.

¿En qué consiste el complejo de Jonás?

Abrahan Maslow, reputado psicólogo, en su libro “La personalidad creadora” (1971) acuña el término complejo de Jonás para referirse a aquellas personas que se niegan a realizarse plenamente y a expresarse en todo su potencial.

  • ¿Quién era Jonás?

Para explicar este proceso mental Maslow recurre al personaje de Jonás en la Biblia, que era un comerciante solicitado por Dios en persona, para cumplir una importante misión como profeta. Cualquier otro se sentiría halagado de que Dios en persona lo solicitase, pero Jonás no, pues puso pies en polvorosa y se montó en un barco dispuesto a huir de Dios y de su propio destino.

El Dios bíblico, al que le encantan estas pretensiones humanas de querer huir de sus órdenes, desató una terrible tormenta y Jonás tuvo que confesar que lo andaban buscando, por lo que la tripulación, sabiamente lo arrojó al agua donde lo esperaba una enorme ballena que se lo tragó, que tras tres días en su estómago, Jonás pudo reflexionar sobre el asunto y decidir que al fin cumpliría con su cometido.

Consecuencias del complejo de Jonás

  • ¿Cómo nos volvemos como Jonás?

Para Maslow, nuestra sociedad, aunque aparentemente dice admirar la belleza, la bondad y las grandes virtudes, por otra parte tiene la costumbre de hacer sentir inapropiado u orgulloso, a quien se vanagloria de esas virtudes. Al igual que tenemos impulsos muy positivos que nos llevan a expresarnos y a realizarnos también nos enfrentamos con contradicciones internas que solamente nos limitan y Maslow lo explica de la siguiente manera:

“Por consiguiente, es ciertamente demostrable que necesitamos la verdad, que la amamos y buscamos. Sin embargo, es igualmente fácil demostrar que al mismo tiempo nos asusta conocer la verdad. Ciertas verdades, por ejemplo, automáticamente acarrean responsabilidades que pueden producir angustia. Un modo de eludir la responsabilidad y la angustia consiste, sencillamente, en evadir la conciencia de la verdad.”

Según este psicólogo humanista es inevitable que a veces nos sintamos disminuidos ante personas que exhiben cualidades muy marcadas y nuestra tendencia sea a rechazarlos, lo que haría, que muchas personas se inhibieran de demostrar talentos o cualidades, por miedo a la hostilidad e incluso, la envidia, que estas cualidades generan.

¿Y qué debemos hacer para no terminar en el estómago de un cetáceo?

“¿Por qué, si está en nuestra naturaleza ser creativos son tan pocas las personas que realmente logran explotar todo su potencial?” Se pregunta Maslow.

Publicidad

Este sensato pensador nos propone transmutar la envidia, los celos y las bajezas en gratitud, aprecio, reverencia y admiración ante las verdaderas cualidades nuestras y las de los demás, mediante el trabajo consciente y sistemático, cultivando nuestros talentos y asumiendo nuestros malos impulsos para  transformarlos en energía creativa, que nos permita desarrollarnos en todo nuestro esplendor y de esta manera no interceder en nuestra propia naturaliza y rugir si somos leones u oler deliciosamente si somos rosas.

Me gusta Alicia Galván
Me gusta

A 9 personas les gusta esto.

Etiquetas relacionadas con esta publicación: