Tarot Alicia Galván

Llama Ahora

1-877-999-2004
Tarot Alicia Galván

Llamada Toll Free, coste del servicio de consulta de Tarot mediante pago con tarjeta de crédito/débito a 1,10 € por minuto, impuestos incluídos.Servicio exclusivo para mayores de 18 años.

1-888-582-5424
Tarot Alicia Galván

Llamada Toll Free, coste del servicio de consulta de Tarot mediante pago con tarjeta de crédito/débito a 1,10 € por minuto, impuestos incluídos.Servicio exclusivo para mayores de 18 años.

Facebook Tarot Alicia GalvánWhatsapp Tarot Alicia GalvánTwitter Tarot Alicia GalvánTwitter Tarot Alicia GalvánTwitter Tarot Alicia Galván

Visitas de la sección El Feng Shui en la vida diaria3.166 Visitas

Visitas de la sección El Feng Shui en la vida diaria 0 Comentarios

Publicidad Alicia Galván. Anúnciate.

El feng shui es una técnica que permite explotar y sacar provecho de la energía cósmica (el ch’i) a nuestro medio ambiente. Esta disciplina ancestral china nos muestra como el medio ambiente está lleno de energías favorables o desfavorables y la mejor manera de disponer de nuestro espacio para optimizar la circulación de las energías es aplicable en todos los ámbitos de nuestra vida cotidiana. El Feng Shui, brinda la posibilidad de estar en armonía con nuestro entorno, familia, amigos, negocios. Movernos en el mundo, de una manera más sencilla, más fácil, con menos obstáculos.

La palabra Feng Shui significa en chino, viento y agua ya que para aplicar este arte los expertos utilizan siempre símbolos naturales. Por ejemplo, cuando el agua de un río fluye libremente a una temperatura adecuada, sin obstáculos ni suciedades, podemos meter nuestras manos en el río y usarla para beber y calmar la sed, pero si la temperatura desciende mucho se congela y forma bloques de hielo y cuando se calienta demasiado se vuelve vapor y desaparece, entonces no nos sirve para nada, debido a que no se puede beber. Lo mismo ocurre con la energía universal chi, cuando fluye nutre, pero si se desequilibra nos perjudica grandemente.

Los cuatro elementos del Feng ShuiBásicamente el Feng Shui se ocupa de aprovechar al máximo el flujo de la energía universal o corriente chi -también llamada fuerza cósmica, entre otros nombres. El experto en Feng Shui detecta los lugares o los aspectos de nuestra vida en los que existen problemas energéticos y después trata de corregirlos, ya que existen muchas maneras de perturbar la corriente universal chi y de mejorar su flujo interno. Por ejemplo, las puertas de una casa, en el Feng Shui, se consideran verdaderas entradas de energía.

Feng Shui y los cinco elementos

  • Fuego: representa la energía del verano y viene representado por la luz, ya sea eléctrica o natural. Entre los elementos decorativos que llevan este elemento al hogar están los objetos fabricados con pieles de animales, los cuadros que representan la figura humana y las figuras cónicas.
  • La tierra: representa la energía del centro de la tierra y su color es el marrón. En decoración, lo encontramos en los ladrillos, tejas y objetos de cerámica y suele adoptar formas cuadradas o rectangulares.
  • La madera: representa la energía de la primavera, surge del agua, alimenta el fuego y controla la tierra. Además, es cortada por el metal. Un hogar tiene este elemento cuando tiene muebles de madera, flores (pintadas o reales) y objetos en forma de árbol. Su color es el verde.
  • El metales la energía del otoño y tiende a concentrar la energía. Sus tonalidades son los pasteles y puedes introducirlo en tus habitaciones mediante objetos de metal y de cristal de roca.
  • El agua: representa la energía del invierno y representa el fluir de la energía. Se representa tanto por objetos que incluyan agua como por espejos, cristales y en general cualquier objeto que refleje la figura humana.

El Feng Shui y el vestuarioColores en la vestimenta según Feng Shui

  • El Feng Shui: clasifica a los colores dentro de cinco categorías básicas según los Cinco Elementos (Fuego, Tierra, Metal, Agua y Madera). Cada uno de ellos expresa una energía particular, que irradia hacia los demás y hacia nosotras mismos, favoreciendo determinadas actitudes y debilitando otras.
  • Rojos y Naranjas: Las culturas que se desarrollan en climas fríos tienden a usar el rojo ( por ejemplo los monjes que habitan en el Himalaya) por su connotación de calidez y vitalidad. La energía del fuego es expansiva: desmaterializa y expande. Por eso cuando usamos el rojo nuestra presencia se “agranda”, el rojo exalta y atrae la atención hacia nosotros. Por lo tanto, el uso de este color transmite poder e inspira confianza en quien lo porta. El rojo se recomienda para atraer miradas y no es recomendable para enfrentar una situación conflictiva.
  • Verde: En la moda se tiende a usar poco, porque es difícil conseguir el tono de verde adecuado que complemente con nuestra piel para que no resulte amarillenta. En la Edad Media, las novias se vestían de verde para expresar su fertilidad, los ejércitos comenzaron a usar el verde en sus uniformes en la época expansionista. El verde sugiere crecimiento, ideas nuevas y originalidad. El verde se recomienda para futuras mamás o reunirse con amigas y no se recomienda para firmar un contrato.
  • Plateado: Cuando necesitamos agregar peso o representar el valor intrínseco de alguna cosa, como la moneda, generalmente recurrimos a los metales. El metal representa un estado de máxima densidad de la materia. Por ejemplo, la cultura tecno que privilegia el uso de metales y superficies metalizadas, expresa el valor de lo material.  El blanco se recomienda para una reunión formal o entrevista de trabajo, pero no para ir a bailar.
  • El Feng Shui y el color de la ropaNegro: El agua se adapta al recipiente que la contiene, complementa a los demás pero también los modifica de manera sutil y persistente. El negro, en la moda, es el color comodín, va con todo, se ve bien, siempre luce fino aún cuando la tela no lo sea tanto. Visualmente estiliza, oculta las imperfecciones. El negro lo absorbe todo, es misterioso e induce a los demás a explorarnos, a abrirse, a mostrarse, a confiarnos secretos. Hay que evitar el color negro allí donde necesitemos generar un nivel de comunicación dinámico, franco y abierto o para una entrevista laboral. Sin embargo, se recomienda para una primera cita.
  • Amarillo: Los colores amarillos, ocres y naturales suelen usarse en los climas fríos para transmitir calidez y bienestar. Son colores tranquilizadores que expresan permanencia, estabilidad, solidez y apego a lo tradicional. Son los más adecuados para proyectar una imagen conservadora y familiar. Hay que evitarlos cuando necesites aparecer dinámico e innovador. El color amarillo se recomienda para recibir pagos e inversiones o visitar enfermos. Y no se recomienda para presentar un proyecto.

Me gusta Alicia Galván
Me gusta

A 5 personas les gusta esto.