Tarot Alicia Galván

Llama Ahora

1-877-999-2004
Tarot Alicia Galván

Llamada Toll Free, coste del servicio de consulta de Tarot mediante pago con tarjeta de crédito/débito a 1,10 € por minuto, impuestos incluídos.Servicio exclusivo para mayores de 18 años.

1-888-582-5424
Tarot Alicia Galván

Llamada Toll Free, coste del servicio de consulta de Tarot mediante pago con tarjeta de crédito/débito a 1,10 € por minuto, impuestos incluídos.Servicio exclusivo para mayores de 18 años.

Facebook Tarot Alicia GalvánWhatsapp Tarot Alicia GalvánTwitter Tarot Alicia GalvánTwitter Tarot Alicia GalvánTwitter Tarot Alicia Galván

Visitas de la sección ¿Cuál es el espíritu animal que vive en el interior de cada signo?54.021 Visitas

Visitas de la sección ¿Cuál es el espíritu animal que vive en el interior de cada signo? 0 Comentarios

Publicidad Alicia Galván. Anúnciate.

Todos tenemos un espíritu animal que nos guía y define. ¿Quieres conocer el tuyo? Muchas personas son capaces de conectar intuitivamente con su espíritu animal. Seguro que alguna vez has escuchado a alguien decir que se identifica con los leones o con los osos panda. O quizás, te parezca que una persona tiene una especie de semblante que te recuerda a los caballos o a las águilas. Posiblemente, esa persona está íntimamente conectada a su espíritu animal, incluso aunque lo desconozca.

El espíritu animal es un ser sobrenatural que guía nuestros pasos y nos otorga impulso para reaccionar ante la vida. Define rasgos esenciales de nuestro carácter y nos ayuda a entender por qué reaccionamos de determinada manera ante ciertas situaciones. Aunque haya personas que están más conectadas con su animal interior, en todas las personas habita un espíritu animal ligado a su signo del Zodiaco y conocernos un poco mejor, puede pasar por comprender qué animal guía nuestro signo zodiacal.

Aries: el tigre

El espíritu innato de Aries se gobierna por el tigre. Los Aries son imponentes, nobles, honestos y atentos. Pueden ser esquivos de forma totalmente intencionada y observarte sin que te des cuenta. Su aspecto siempre es llamativo y atractivo, pero en ocasiones pueden confundir.

Como la mayoría de los felinos, los Aries pueden ser sociales y trabajar en equipo, aunque sin duda disfrutan de su individualidad y brillan mucho más cuando emprenden algo por sí mismos. Ahora bien, uno de sus rasgos más atigrados es su fuerte carácter. Si un Aries siente que le atacas o que tienes algo contra uno de los suyos, tiembla, porque puede sacar las zarpas y los dientes sin que te dé tiempo a pestañear.

el espíritu animal de aries

Tauro: el lobo

Aunque Tauro se suele representar habitualmente con un toro, el espíritu animal que habita en cualquier persona del signo Tauro es el lobo. Se trata de personas tenaces, determinadas y capaces de sobrevivir ante cualquier situación. Les gusta seguir sus propias reglas, aunque cuando deciden no ser líderes, pueden llevar a cabo las de los demás si son lo suficientemente razonables.

Los nacidos del signo Tauro, al igual que los lobos, nunca dejan nada a medio hacer y cumplen sus metas y objetivos a toda costa. Son sobrevivientes, capaces de llevar a cabo lo que se propongan, pero a la vez son leales y sociables, y no pueden vivir sin su manada, aquella que alimenta su existencia. Las personas Tauro no necesitan grandes excesos, pueden vivir con lo imprescindible, pero jamás con menos de las necesidades básicas. Si un Tauro y su familia pasan por malos momentos económicos, no parará hasta conseguir que su situación financiera mejore.

Géminis: la pantera

Dentro de las personas del signo de Géminis habita una pantera negra. Misteriosos, duales, fuertes, enigmáticos y de inteligencia ágil y ávida. Los Géminis suelen ser sumamente carismáticos y les encanta ser el centro de atención. Casi siempre saben llevar por buen camino una conversación, pues son grandes oradores.

Son extrovertidos y llamativos, así como buenos líderes solitarios. Eso sí, en ocasiones, sus inseguridades y miedos les pueden llevar a comportarse de forma extraña, ya sea huyendo o atacando, de la misma manera que una pantera puede reaccionar ante determinados estímulos que considera peligrosos.

Cáncer: el perro

En todo cáncer habita un cachorro cariñoso e impredecible. Suelen volcar su amor hacia los demás, ser leales y muy sensibles. Tienen esa capacidad empática natural que hace que los demás deseen pedirles consejo, por lo que generalmente son considerados buenos amigos de sus amigos.

Publicidad

En ocasiones, confunden las amistades con las dependencias, pues tienden a necesitar en exceso el afecto y la aceptación de los demás, lo que puede llevarlos a mantener relaciones tóxicas con algunas personas. Son muy sensibles, por lo que pueden ser heridos con facilidad y buscar consuelo en otras personas que les traten mejor.

Leo: el pavo real

Bellos, narcisistas, llamativos y coquetos. El pavo real habita en lo más profundo de aquellos nacidos bajo el signo de Leo. Su apariencia exterior es demasiado importante en sus vidas, por lo que tratan de mantenerla impecable y se enorgullecen de ello. Todos los Leo tienen un estilo propio, que han ido adquiriendo meticulosamente a lo largo de los años y que siempre les acompañará.

Al igual que les gusta cuidar su imagen, tratan de rodearse de belleza en su entorno. Un Leo siempre encontrará la manera de hacer estético lo más desagradable. Suelen ser buenos líderes, pues saben cómo hacer que los demás vean lo mejor de sí mismos. Sin embargo, debajo de su apariencia emplumada, se esconde una personalidad sensible, amorosa y muy leal.

Virgo: el águila

Sin duda, el espíritu animal de un Virgo es el águila. Observadores, precisos, de inteligencia aguda y muy perfeccionistas. Son capaces de analizar cada detalle hasta llegar a la decisión correcta, por lo que suelen elegir el mejor camino para ellos en su vida. Cuando un Virgo comprende cuál es su espíritu animal, se da cuenta de que por sí mismo puede volar alto y alcanzar las metas que se proponga, sin necesidad de nadie más.

En ocasiones, su capacidad analítica y su agudeza mental puede crear efectos en diferentes personas: unos les rechazarán, mientras que otros los amarán. Pero a pesar de su comportamiento frío en algunas ocasiones, son personas con un corazón de oro. El águila está presente en su nobleza, sentido de la responsabilidad y compromiso con los demás.

el espíritu animal de virgo

Libra: el oso panda

Si miras a un Libra y te deshaces de amor, es lo más natural del mundo, porque el espíritu del oso panda habita en ellos. Son personas con las que todo el mundo se siente bien. Irradian amabilidad, dulzura y tranquilidad. Un abrazo suyo es como una sobredosis de amor maternal. Los Libra son pausados, se toman la vida con mucha filosofía y no se estresan con pequeños problemas sin importancia.

Saben cuáles son las cosas que de verdad importan, por lo que cuidan que su remanso de paz no sea ultrajado. Generalmente, suelen saber cómo mantener el equilibrio entre el amor y su propio espacio, por lo que son compañeros muy estables.

Escorpio: el león

Valientes, audaces y, cuando se enfadan, intimidantes. Igual que los leones, los Escorpio son imponentes y les encanta ser los reyes de la selva. Pasionales, independientes y honestos. Los escorpio odian la hipocresía y si se la muestras se alejarán de ti para siempre. Generalmente tienen pensado cada uno de los objetivos de su vida y no habrá nadie ni nada que se interponga. Esto puede hacer que tengan algunos problemas con su pareja, sobre todo si esta no comprende bien su temperamento y su espíritu animal. Un Escorpio protegerá a los que están a su alrededor, pero su lógica no puede separarle de sus propios intereses.

Sagitario: el gato

El espíritu del gato guía a los Sagitario. Curiosos por naturaleza, algo impulsivos, ingeniosos y un poco feroces. Los Sagitario tienden a buscar siempre nuevas experiencias y suelen ser muy eficaces resolviendo problemas.

Es cierto que en ocasiones se comportan de forma impulsiva, no pueden resistirse a algunos arañazos en las cortinas, pero tras esos momentos felinos un tanto fugaces, vuelven a ser adorables y cariñosos. Tienen una capacidad de adaptación que les convierte en supervivientes extremos y siempre saben cómo sacar ventaja de todo lo que les rodea, incluso de los problemas.

Capricornio: el caballo

Detrás de ese aspecto fuerte, imponente y salvaje, se esconde un alma sensible, capaz de ponerse en los zapatos de cualquiera. Los nacidos bajo el astro de Capricornio son almas libres, necesitadas de libertad. No soportan que nadie les ate las riendas, por eso cuando se sienten atrapados suelen quedarse quietos, a la espera de cualquier oportunidad para correr y hacer lo que quieran.

Los Capricornio tienen instintos salvajes como los caballos y necesitan alejarse en ocasiones, tanto que pueden llegar a desbocarse. Generalmente se llevan bien con las personas que no juzgan sus acciones, incluso aunque sepan que no son del todo correctas. A pesar de todo, si encuentran el equilibrio en sus vidas, son personas sumamente empáticas, pueden llegar a sentir lo que los demás sienten, ayudándoles en su vida de manera formidable.

el espíritu animal de capricornio

Acuario: el oso

El espíritu del oso posee a Acuario cuando alguien necesita protección, por eso los nacidos bajo este signo son personas leales, amigos de sus amigos y parejas que nunca te traicionarán. Suelen ser muy territoriales, por lo que en el fondo disfrutan de la competencia y de la defensa de lo suyo.

Tercos y obstinados, cuando descubren cuál es la meta de su vida, nadie podrá detener su paso, y una vez que lo logren, buscarán otro objetivo importante, tras un periodo de hibernación. Una de las cosas que menos soportan es la falta de lealtad, sobre todo con las personas con las que han depositado su confianza. Cuando un Acuario se siente ofendido puede llegar a ser tan feroces como un oso defendiendo su territorio.

Piscis: el zorro

Astutos y ágiles, los Piscis suelen aislarse en su propio mundo, al igual que un zorro en su madriguera. Generalmente son cariñosos y generosos, tienen una sensibilidad especial, les encanta jugar y sentir el amor de los que están a su alrededor. Sin embargo, también tienden a quedarse apartados ante los problemas y pueden ser grandes sufridores, por lo que suelen no pedir ayuda a sus seres queridos, a pesar de que la puedan necesitar.

Los Piscis aman con todo el corazón, pero a veces no saben elegir adecuadamente y se enfrascan en relaciones tóxicas que pueden desgastarles. En el ámbito profesional tienen todo lo necesario para lograr cualquier meta relacionada con su inteligencia emocional y física, pero es necesario que trabajen en su propia autoestima.

Me gusta Alicia Galván
Me gusta

A 441 personas les gusta esto.